Assetjament a Ke Huelga Radio (mèxic)

Redifonem aquesta nota que ens aplega des de les ones lliures mexicanes.

“La Ké Huelga Radio -medio que transmite en la Frecuencia Modulada 102.9 al sur del Distrito Federal- emitió una alerta roja a través de un comunicado en su página web. Denuncia que su señal radiofónica ha sido intervenida desde el pasado 22 de octubre y da a conocer que integrantes de la estación han sido acosados recientemente: a las afueras de su cabina y seguidos por sujetos a bordo de un automóvil.
“Pensamos que puede ser el inicio de medidas más agresivas en nuestra contra”, prevé la emisora de radio y convoca a prestar atención para defender este espacio de comunicación libre que se encuentra bajo amenaza.
En los recientes meses se han documentado diversos ataques a medios de comunicación libres, periodistas, activistas y organizaciones sociales que van desde el robo y desmantelamiento hasta el asesinato.
La Ké Huelga Radio enumera al menos cinco casos en cuatro meses, en los que figuran los asesinatos en la Colonia Narvarte, las amenazas de muerte a integrantes de la Agencia Autónoma de Comunicación Subversiones, el allanamiento a los domicilios de las periodistas Flor Goche (Desinformémonos ) y Elva Mendoza (Contralínea), el ataque porril a la cabina de Regeneración Radio y las amenazas, robo y allanamiento domiciliario a integrantes de la organización H.I.J.O.S México.
“Esta interferencia es parte de la ofensiva que busca silenciar las voces disidentes y críticas de los poderes criminales que gobierna México” señalan. Así mismo analizan que esta obstrucción a su señal de radio, responde a un clima de violencia que han sufrido recientemente otras organizaciones y medios de comunicación. Agregan que pese a estas acciones, no callarán las voces de esta radio libre, social y contra el poder que lleva trabajando 16 años.
Este medio libre fundamenta sus trabajos en el derecho a la Libertad de Expresión y opinión que, reconocen, niega el estado actualmente. En México el ataque a estas libertades y las agresiones a la prensa van acrecentándose cada vez más, haciendo de éste uno de los peores lugares para ejercer el derecho a la comunicación. En 2014 se registraron 326 agresiones. En el primer semestre de 2015 se documentaron 227, según datos de la organización”

Leave a comment

Your email address will not be published.

*